Areli Carreón: ciclista urbana completa

Areli Carreón predica con el ejemplo, ella lleva a sus hijos en bici a la escuela.

Areli Carreón predica con el ejemplo al promover el uso de la bicicleta como un medio de transporte sustentable. Para Areli, la bicla es mucho más que dos ruedas.

Por Georgina Baltazar Gaitán

¿Qué significa la bicicleta para ti?

Es un instrumento de liberación personal. En mi vida ha sido muy importante porque superé una etapa de depresión. La bici me ayudó a reestablecer la confianza en mí misma, me inyectó ganas de seguir adelante y aportar al país. Además, conocí a mi esposo Scott que también es ciclista, ahora tenemos una familia bicicletera. Es una herramienta para comunicar la realidad en muchos sentidos, no es solo algo que ayuda a la gente haciéndola sentir bien, sino que transforma a la ciudad y la manera en que convivimos y vivimos.

¿Cuándo comienzas a pedalear?

Aprendí cuando tenía entre seis y siete años en las bicicletas que rentaban en Chapultepec. Para mí era una actividad que se hacía en el parque. Años después los Reyes Magos le regalaron a mi hermana una bicicleta azul muy grande, recuerdo que me caí aparatosamente y me abrí la rodilla. Entonces se me quedó fijado en mi cerebro infantil que la bicicleta era peligrosísima y ya no me quería subir a una porque me golpee muy fuerte.

Así fue mi historia hasta que viví en Montreal, con mi hermana durante un año, donde la única manera de moverse de manera accesible y barata era en bici. Con verdadero terror empecé a rodar en la ciudad canadiense. Al tiempo que me iba haciendo más fuerte físicamente, fui ganando confianza en mí misma. Lo que empezó con miedo, terminó con un gran sentimiento de gozo, autonomía y libertad.

¿Qué hiciste al regresar a México?

Lo primero que hice fue comprarme una bicicleta y comenzar a rodar por las calles de Cuernavaca. En aquellos años había que empezar a abrir brecha para promover a la bicicleta como una opción de transporte en las ciudades mexicanas.

"La bici me ayudó a reestablecer la confianza en mí misma, me inyectó ganas de seguir adelante y aportar al país", dice Carreón.

¿De qué manera puede transmitirse el gusto por la bicicleta a nuevas generaciones?

Nada más contundente que la propia práctica y experiencia. Cuando llevo a mi hijo a la escuela en triciclo, no hay nada que impacte más que demostrar que sí es posible hacerlo de una forma diferente. Mientras que otros papás batallan para dejar a sus hijos, yo llego sin ningún conflicto y no tengo que buscar estacionamiento. Estudios realizados en otros países muestran que los niños que durante su primera infancia experimentan diferentes maneras de transportarse, cuando sean adultos tendrán mayores probabilidades de cambiar las formas de movilidad sin depender del auto.

¿En Bicitekas trabajan en el tema de madres ciclistas?

Muchas de nosotras comenzamos hace 15 años y hemos seguido en este ámbito. Ahora que somos madres vemos estos otros espacios de intervención. Es algo que estamos empezando, esperamos tener alternativas de actividades para los niños cuando seamos muchas mamás Bicitekas interesadas.

¿Qué falta en materia de salud ambiental?

Necesitamos trabajar mucho como sociedad, cambiar normas de calidad del aire, por ejemplo. Lograr que los peatones y las formas de movilidad no motorizada sean la prioridad. Y, por supuesto, crear infraestructura y las políticas necesarias para que todos podamos movernos sin necesidad de quemar un combustible fósil.

 

2 Comments

  1. Naty Rosas says:

    Hola Areli, no se si me recuerdes soy Naty de Cemal en Cuernavaca donde tantas ocasiones estuviste.
    Quisiera hacerte una consulta que tiene que ver con tu amor por las bicis. Si ves este mensaje ojala puedas escribirme un correo. Gracias
    Naty

Leave a Comment

 
 




 

Blue Captcha Image
Refresh

*