Quieren rescatar a La Laguna en bici

Quien nunca haya visto a una sandía andar en bicicleta, no ha ido a la Comarca Lagunera.

Cada miércoles desde hace dos años, un grupo de ciclistas inicia a las 20:30 horas una rodada nocturna por las calles de Torreón, la principal ciudad de zona metropolitana de La Laguna. Región, donde confluyen municipios de Coahuila y Durango y que está clasificada como la segunda más violenta, sólo después de Acapulco. Su tasa de homicidios dolosos triplica a la nacional.

Casi siempre en la punta del grupo se puede distinguir a la sandía que pedalea, como todo el grupo, con una alegría impensable para cualquiera que viva en una ciudad donde hay, por lo menos un asesinato diario. De cuando en cuando, la fruta ciclista lidera el contingente.

La sandía se llama Francisco Valdés y es un catedrático universitario que ronda los 50 años. El casco verde a rayas con el que protege su cabeza asemeja la mitad de esa cucurbitácea que, casualmente, es típica de la Comarca. Hoy por hoy, cuando las pedaleadas nocturnas superan los 300 participantes, todo aquel que no conoce a Francisco, pero infiere su mando, se refiere a él como el Sargento Sandía.

Fue el Sargento quien justo hoy hace dos años convocó a la primera pedaleada a través de Facebook. 13 bicicletas y 14 laguneros hicieron el primer recorrido por el Boulevard Independencia, una de las vías principales de Torreón. Todos los fundadores recuerdan que la novia de un chico hizo el paseo parada en los ‘diablitos’.

Ese fue el inicio de Ruedas del Desierto (@Ruedasdesierto). Prácticamente el primer grupo de ciclismo urbano en la región y que actualmente lucha en dos frentes: la recuperación de la convivencia fracturada por inseguridad, e incidir en políticas públicas orientadas hacia los ciudadanos. En ambos terrenos ya empiezan a sumar logros.

Pronto alcanzarán los 170 paseos y su decena de organizadores ya ha convocado a casi 400 bicicletas. Su paseante más joven es un pequeño de 5 años y el más viejo, un abuelo de más de 70. Hace un mes inauguraron un paseo nocturno en la ciudad vecina de Gómez Palacio, Durango, que se celebra cada jueves y que pasó de 70 a 100 ciclistas en tres semanas.

(Animal Político)

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blue Captcha Image
Refrescar

*